Comprometidos Contigo

Bienestar en el Consumo

Conciencia Ambiental

Combina
Disfruta
Equilibra
Comparte
Saborea
Colorea
Recomendaciones:
Comunidades ecológicamente organizadas

En nuestro país existe un creciente interés por mejorar la calidad de vida de todos los ciudadanos, incluyendo la calidad del entorno donde habitan, pues la aspiración de las personas es poder satisfacer sus necesidades básicas, disminuir los riesgos asociados con su salud física y psíquica y disfrutar de espacios públicos que les permitan su libre esparcimiento.

Actualmente, la gran mayoría de los venezolanos vive en el medio urbano es decir, en grandes, medianas y pequeñas ciudades, donde escasean los espacios colectivos de convivencia y donde las calles y plazas no son sitios de esparcimiento sino que están ocupados por vehículos y comercios que producen montones de basura que, en muchos casos, ni se almacenan adecuadamente ni se recogen con la periodicidad recomendada.

Todo esto hace que nuestras ciudades sean cada vez más insalubres y menos "vivibles". El deterioro del ambiente natural y de los espacios habitados, en particular, es consecuencia de la actividad humana y aunque ésta no se detiene, sí podemos, todos juntos, lograr controlar sus efectos negativos y disponer siempre de espacios urbanos agradables y sanos desde el punto de vista ambiental.

Desde nuestros hogares, escuelas, fábricas, comercios y oficinas podemos hacer cantidad de cosas que contribuyen a paliar el problema de la contaminación debido a la acumulación de basura que compromete la calidad de vida de todos. En la puesta en práctica de pequeñas iniciativas pueden estar las grandes soluciones a esta molestia colectiva.

Descarga el archivo y forma parte de la solución.

ver más >
Recomendaciones:
Basura y reciclaje

Todos podemos ser parte de la solución al problema de los desechos sólidos, pero debemos saber cómo lograrlo y aprovechar la potencial riqueza que se esconde en una bolsa de basura. La basura que generamos puede convertirse en una fuente importante de contaminación que degrade el ambiente y ser causa de enfermedades. Es vital desprenderse de ella adecuadamente.

Cuando hablamos de basura, casi siempre nos referimos a todo aquello que consideramos carece de valor y que es necesario eliminar porque es repugnante e indeseable.

En nuestras casas, por ejemplo, a diario botamos una gran cantidad de restos de comida, conchas de vegetales, papel, botellas de vidrio y de plástico, latas de aluminio y hasta productos que pueden ser tóxicos como baterías, pinturas, medicinas, etc.

También consideramos basura a objetos que dejaron de ser útiles porque ya no funcionan o porque se rompieron, como por ejemplo: electrodomésticos, cajas de madera, teléfonos, entre otros muchos más.

Descarga la información y únete a la conciencia ambiental.

 

ver más >
Recomendaciones:
Cadena de valor del reciclaje

No es posible pretender que la sociedad no produzca basura o eliminar del todo la contaminación que se deriva de ella; lo que si se puede hacer es controlar ambos efectos de manera consciente, efectiva, y es aquí donde la participación ciudadana se torna decisiva, ya que es precisamente la sociedad civil la que puede aportar soluciones que hagan menos nocivos los efectos del consumo.

Ahora bien, si nos detenemos a analizar nuestro comportamiento frente a la producción y disposición de la basura, fácilmente nos podemos dar cuenta de que hay que adoptar cambios en nuestra forma de vivir y en nuestra relación con el mundo que nos rodea: ha llegado el momento de asumir y valorar las grandes decisiones que pueden tomar los organismos del Estado para tratar de controlar la acumulación indiscriminada de desperdicios.

Par ejemplo, en todos los hogares se generan cada día restos de aceite vegetal usado que, una vez que han perdido su utilidad culinaria, se vierten por los desagües y terminan en los recolectores de aguas servidas corrompiendo la calidad de las aguas de nuestros ríos.

La presencia de residuos de aceite en las aguas servidas dificulta y encarece su depuración. Con este aceite es posible hacer jabón o se le puede emplear en la producción de combustibles como el biodiesel.

En resumen, si seleccionamos la basura doméstica y la depositamos en los lugares indicados, podría decirse que convertimos parte de esa basura en material reutilizable y contribuimos a reducir la contaminación del media ambiente.

Descarga el archivo y forma parte de la solución.

 

ver más >
Campañas

Como parte de nuestra filosofía de Consumo Sustentable,  generamos campañas publicitarias  que acompañan proyectos educativos y contribuyen a fortalecer la conciencia ambiental de las comunidades.

Nos enorgullece poner nuestro grano de arena para colaborar con  la transformación de los ciudadanos en individuos atentos al cuidado del ambiente y replicadores de un mensaje conservacionista.

 

 

Ver todas las campañas >
Iniciativas

Tenemos el compromiso de minimizar el impacto ambiental del uso de los empaques en los que te ofrecemos nuestros productos.

Por eso, junto con las comunidades, realizamos una serie de iniciativas en pro de conservar nuestro medio ambiente, educando para generar una conciencia ecológica en beneficios de todos.

Ver todas las iniciativas >
Interesante